No dejar marcas al pintar con rodillo

rodillo

Acabas de pintar, contemplas tu obra y…¡la pared está llena de marcas del rodillo! Este problema es muy común y se puede evitar siguiendo un par de consejos que te damos en Pinturae.  Síguelos y lograrás un acabado profesional

Hay gente que les llama “pájaros” o de muchas otras formas. Se llamen como se llamen si no aplicamos la pintura correctamente con el rodillo el resultado final va a quedar afeado por esa marcas tan molestas pero que también son fáciles de evitar.

En primer lugar, pintar con rodilllo requiere tener un buen rodillo. Como siempre te decimos en Pinturae “en muchas ocasiones lo barato sale caro”. Esto pasa con la pintura pero también con las herramientas. Usar rodillos de calidad y adecuados para la superficie (lisa, rugosas o exterior, para esmaltar) que vamos a pintar, que soporten la presión que ejerces sobre ellos al pintar, se humedezcan de forma uniforme y no sean excesivamente flexibles ni excesivamente estáticos, nos permitirá repartir la carga de pintura y no crear marcas.

En segundo lugar, Si necesitamos un rodillo de calidad, lo mismo ocurrirá con la pintura donde la máxima del precio y la calidad se cumple incluso más. Utilizar pinturas plásticas que reúnan todas las condiciones óptimas de cubrición, aplicabilidad y resistencia nos garantiza un resultado mucho mejor. Da igual si pintar de color blanco o en color, busca siempre calidad a buen precio. (te recomendamos nuestra serie sobre “cocinar pintura”para que veas que todo lo que hay detrás de una pintura de calidad)

Por último, si contamos con ingredientes de calidad, el último paso será realizar un proceso de pintado regular, en en que el rodillo tenga una carga de pintura adecuada y se escurra bien. Después se apoya el rodillo y se aplica de arriba a abajo evitando que salpique y extendiendo la pintura. Recuerda, para evitar las marcas del rodillo aplica una carga de pintura uniforme que se consigue aplicando pintura sin excesiva carga ni dejandola extender demasiado. Se puede extender la pintura en horizontal el primer rodillo y luego “cruzar” en vertical para ir cubriendo.

Es importante ir cubriendo con el producto de forma uniforme y revisando que no se quedan restos, gotas o salpicaduras. Es bueno mantener un ritmo constante pero no alocado; pinta “a ritmo” sin prisa pero sin calma.

Y tú, ¿has vencido a las marcas de pintura o tienes algún truco para evitarlas? Cuentanoslo. Si tienes dudas o quieres más información nos escribes info@pinturae.com, Twitter, Facebook o contacta por Chat en www.pinturae.com

Fotos y Diseño: Photo by Yellowj (Shutterstock). lifehacker.com

¡Sé sociable, comparte!

Opina

*